Lavado de dinero producto de la corrupción ODS16 - MásMex Consultores
15432
post-template-default,single,single-post,postid-15432,single-format-standard,theme-bridge,bridge-core-2.1.3,woocommerce-no-js,ajax_fade,page_not_loaded,,columns-4,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-20.0,qode-theme-bridge,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-6.2.0,vc_responsive

Lavado de dinero producto de la corrupción ODS16

Lavado de dinero producto de la corrupción ODS16

En las entregas pasadas le he contado acerca del lavado de dinero, primero acerca del ciclo y las instituciones y después de las denominadas actividades vulnerable, en esta entrega le contaré acerca del lavado de dinero producto de la corrupción y el terrible daño que esto ocasiona a todos.

Se dice que se aprende mejor con el ejemplo, por estos días que escribo circulan videos de personas entregando efectivo, como ya le había contado el efectivo es siempre el primer eslabón en la cadena del lavado de dinero, pero en esta ocasión pasará a ser el último, en uno de los videos a diferencia de otros si se menciona para que será usado, claramente se menciona para fines electorales, por muchos conocidos, el dinero bajo la mesa.

Hemos aprendido que el lavado de dinero es producto del uso de recursos de procedencia ilícita, es decir, el lavado de dinero es un delito subyacente, primero se cometió algún otro delito y producto de ello se lavo dinero, por eso el titulo de esta entrega, los actos de corrupción usualmente derivan en lavado de dinero.

Mencionaba un ejemplo, el caso más usual es precisamente el desvío de recursos para campañas políticas, así tenemos casos de funcionarios que desvían recursos para sus propias campañas o las de su partido, habiendo muchas maneras: la contratación de servicios o compra de bienes a sobre precio con el acuerdo de entregar el diferencial a otra persona, la simulación en la realización de obras públicas, la compra de bienes o servicios que son utilizados en la campaña o la coacción del voto a cambio de programas sociales, todos estos ejemplos son actos de corrupción que la Ley castiga y que las normas electorales consideran delitos, el daño no solo radica en la distracción de recursos sino también en la perversión del acuerdo electoral que tenemos, se genera una competencia injusta que pone en una situación de privilegio a quienes son gobierno.

Otro ejemplo se da cuando quienes son gobierno usan para su beneficio personal o de grupo al propio gobierno, como en el caso de los sobornos, el abuso de funciones, el conflicto de interés, la utilización indebida de información, tráfico de influencias, contratación indebida y el desvío de recursos, que si bien en algunos casos no hay flujo de efectivo de por medio si existe un beneficio económico que deviene de un delito y por ende se trata de lavado de dinero.

Existen mecanismos de prevención en el gobierno y órganos que se encargan de la vigilancia y la prevención de estos actos, pero la Ley hace responsables también a los particulares y les obliga a contar con una política de integridad, las empresas y en general todos los ciudadanos debemos de participar para evitar actos de corrupción que nos afectan a todos por igual.

Sobre estos temas y de fiscalización electoral le estaré hablando en las próximas entregas, en Más Méx Consultores estamos listos para colaborar con Usted en la iniciativa privada o en la administración pública.

Últimas entradas de MásMex Consultores (ver todo)
Sin comentarios

¿Qué opinas?